viernes, 29 de abril de 2011



Por amor
he olvidado a mis amigos
he dejado de hacer lo que más me gustaba
he sido fiel

por amor
he comido cosas que odiaba
he callado demasiado
he aguantado a gente que no soportaba
todo esto por amor

y aún hay más
he sido cursi
por el amor de Dios
si
he sido cursi
he dejado casi de escribir
casi casi

por amor
he visto pelis horribles
y lo peor de todo
he paseado a su perro
le he hecho pajas para calmarlo
día si y día también

El amor es una porquería
Pero no puedo vivir sin el
lo necesito
lo reconozco
lo admito

me gustan demasiado sus manos y tobillos
su piel blanca noruega
su acento de artista bohemia
sus besos de lejos

me excita verla pintar en su estudio
es extravagante follar con óleos
el amor es una puta mierda

es la hora de la paja al perro
ven perrito ven
mira como mueve la cola

miércoles, 20 de abril de 2011




Soy torturador profesional
en nuestro oficio
la empatía y la sensibilidad es fundamental
si no
es mejor que te dediques a otra cosa
mi especialidad
la trituración lenta
y el estiramiento muscular

de todos modos
hay gobiernos
quiero decir hay clientes
que tienen sus caprichos
Por ejemplo
Tuve a un presunto terrorista
que al final
resultó no ser tan terrorista
ni siquiera un poquito terrorista
pero alguien inventó pruebas

en fin
a lo que iba
me pidieron que le hiciera unos agujeritos
en el hemisferio izquierdo del cerebro
para que nos dijera lo que queríamos oir
pero algo salió mal
pobrecito no resistió
para no dejar pruebas
le pusieron 300 kg de bombas en la cintura
lo metieron en un coche
y lo lanzaron contra la embajada de un país occidental
le echaron la culpa a los de siempre

ahora estoy haciendo un master en oxford
sobre técnicas oculares
es decir
sacar los ojos sin que haya pérdida total de vista
que queden colgando y hacer un nudo con ellos
es lo más de lo más
y uno tiene una reputación que mantener

pero lo dicho
para este oficio hay que tener una sensibilidad especial
cualquiera no vale

viernes, 15 de abril de 2011



No es aconsejable despertarse acompañado
cuando ocurre soy asquerosamente feliz
y en estos casos
las gotas que previenen la felicidad no hacen efecto
no hay antídoto
es un desatre

ella me pregunta si tiene que marcharse
y le digo que no cuando es que si
y la abrazo
por qué coño la abrazo si no la quiero abrazar
si lo que quiero es que se vaya
entonces ella me dice lo que nadie debe oir nunca
te quiero
no puedo más
me tomo un vaso de salfumán
meo a trozos

lo admito
sin ella
soy un manicomio con patas
sus gestos me tienen acorralado
escribo mis manos en su periferia
joder que el calor de su piel es insoportable
odio esta felicidad no puedo con ella
sinceramente prefiero suicidarme con unas tetas de silicona
quiero decir
que exploten en mi boca y me rebienten

sábado, 9 de abril de 2011

Eres una puta muy poco convencional, te pago para que me escuches. Es lo que hacemos toda la noche, tu te estiras en mi cama te inclinas hacia mi y yo me invento un sinfín de historias. A veces cuando el rollo que te meto te gusta más de la cuenta me la chupas un rato. Para mi es un momento muy especial. Es un premio a la creatividad inventiva. Luego nos dormimos hasta que suena la sirena de la fàbrica de tornillos. El día nace con hepatitis, nos limpiamos las legañas con agua fría, nos lavamos los dientes con café y cuando estamos acabando de desayunar me confiesas una cosa. No puede ser le digo, es imposible. Resulta que es un tío con un exceso de maquillaje femenino. Pero no acaba aqui la cosa, no que va, dice que es mi hermano, que nos separaron de pequeños y con que no sabía como acercarse a mi decidió hacerse pasar por puta. Que la idea se la dio mamá (no sé como dio con ella, se pasa el día en los bares), ella me dijo que las putas son más que tu familia. En eso mama tiene razón. No sé como reaccionar, debería estar muy enfadado pero no lo estoy, al contrario, me siento muy halagado, que mi hermano se haga pasar por puta para poder entablar relación conmigo, es un detalle y un sacrificio por su parte, chuparla a tu hermano no tiene que hacer ninguna gracia. A mi tampoco me hace mucha gracia, pero el cabrón lo hace tan bien. Decidimos emborracharnos, le dejo ropa decente y nos vamos a cualquier bar. Bebemos sin parar hasta que alguien con una voz muy familiar nos dice ¡hijos míos que alegría veros aquí! Nos abrazamos como se abrazan los borrachos. Que bonito, menudo espectáculo tan tierno, los tres dando saltos, cayendo al suelo una y otra vez, lloramos de la emoción, por fin los tres juntos, como una familia de verdad. Solo falta papa ¿Dónde estará? Lo último que supe de él era que tenía una novia que corría por sus venas, que lo estaba matando de placer. Un día vino a casa para pedirme dinero para mantener a su novia, su gran “heroína”. No supe negarme. Una novia así no se tiene todos los días. Mi madre nos invita a una ronda, nos dice que no nos preocupemos, que paga el gobierno. Al final se lo gasta todo en rondas, salimos del bar con el sol calentándonos el mal aliento. Les digo que me acompañen a la oficina del paro que hoy me toca sellar, pero mi madre se empeña en que primero pase por casa, que me duche, que me ponga ropa limpia y me tome un buen café, que la imagen es muy importante niño. Tiene razón, vamos a casa y hago todo eso que ha dicho mi madre, más una mamadita de mi hermano, nada que se ha empeñado otra vez, que le hace ilusión. Pero me acabo yendo sólo por que se quedan “sobados” en el sofá, no me extraña. En el portal de casa me encuentro a Paquita, la vecina de abajo, me dice que está preocupada, que han detenido a su hijo por ir en el carril contrario y cargarse a un motorista, que la culpa la tiene el motorista de ponerse en medio. La pobre mujer tiene toda la razón, los motoristas son unos putos imprudentes. Además, me dice la pobre mujer, mi hijo iba borracho, que él no era consciente de lo que estaba haciendo. No es justo, pobre chico, le digo. En fin, que le vamos hacer es la vida, nos despedimos con un abrazo. Me cuelo en el metro, en el autobús y me entretengo cinco minutos en casa de mi siquiatra, le debo dos sesiones, y con que no tengo dinero para pagarle hemos acordado follármela cada dos sesiones, la tía es muy mayor pero se mueve como si tuviera treinta. Pero hoy no es mi día, no hay manera de que se me ponga dura, por lo que optamos a retrasar el encuentro hasta esta tarde. Me voy corriendo a la oficina del paro antes que me cierren y que sorpresa, me han preparado una fiesta, es increíble que detalle, ahí está el ministro haciéndose la foto conmigo. Felicidades, me dice el ministro, es usted la persona que lleva más años apuntado al paro, hace falta más gente como usted en éste país, con gente como usted da gusto gobernar.

viernes, 1 de abril de 2011

Me duelen los dedos de no tocarte
mientras espero
los caliento en los bolsillos de otra
mientras espero
me trago los morros de una voll dam
de otra
de otra
de otra
hasta caer en el desagüe de una estrella
que se aguanta gracias a los muelles de un viejo colchón
ya sé que esto no tiene ni pies ni cabeza
pero es que mi peluquero me lo ha dicho bien claro
si la quieres díselo y si por eso tienes que caer sobre una estrella
tranquilo
vuelves a venir y te corto los muelles
yo no sé que me pasa
si vale ya me lo dice mi madre
no bebas tantas voll dam
que te vas a enamorar
¡joder que las madres siempre aciertan!